Las aftas son también llamadas úlceras afta. Son llagas temporarias y dolorosas que pueden presentarse en cualquier área de la boca. Las llagas pueden aparecer una a la vez o en grupo. 

 

Aunque las úlceras afta no son graves, otras llagas bucales pueden serlo. Si sospecha que tiene esta afección, pida una cita con el médico.

Estomatitis Aftosa

(Aftas)

Causas 
No se conoce la causa de las aftas. Es un CONCEPTO ERRÓNEO frecuente considerar que son una forma del virus del HERPES .

A diferencia del herpes, las aftas no se contagian de una persona a otra. Se considera que aparecen como resultado de una reacción del sistema inmunitario. Tienden a presentarse con mayor frecuencia en mujeres que en hombres. Se manifiestan por primera vez entre los 10 y 40 años.

Las siguientes condiciones pueden hacer que las personas tengan mayor predisposición a manifestar estas llagas bucales:
• Estrés o traumatismo en la boca, como morderse la lengua
• Ciertos alimentos (en especial alimentos ácidos, como tomates y piñas)
• Antecedentes familiares
• Cambios en los niveles hormonales

Factores de riesgo 
Los siguientes factores pueden aumentar las posibilidades de desarrollar aftas. Si tiene alguno de estos factores de riesgo, informe al médico:


• Insuficiencia de hierro, vitamina B12 o ácido fólico
 

• Infecciones bacterianas, como úlcras gástricas causadas por la bacteria H. pylori
 

• Ciertos trastornos de inflamación de los intestinos, como la enfermedad de Crohn. 
 

• Infección por el virus del SIDA 

 

• Enfermedad de Behcet

 

 

Síntomas 
Las aftas presentan varios tamaños. Es habitual que se presenten en la superficie interior de las mejillas y los labios, en la lengua y el velo del paladar. Es común que sean llagas abiertas, superficiales y grisáceas con una ligera elevación, un borde blanco amarillento, rodeado de un borde rojizo.

Algunas personas manifiestan aftas dos o tres veces por año. Otras presentan lesiones continuamente una después de la otra. 

Normalmente la fase más dolorosa se presenta los primeros tres a cuatro días y después las llagas comienzan a cicatrizar.
• Úlceras menores (la forma más frecuente)
• Menos de un centímetro de diámetro
• Por lo general duran de 7 a 14 días
• Recuperación sin cicatrices
• Úlceras importantes
• Más de un centímetro de diámetro
• Duran de varias semanas a incluso meses
• Recuperación con cicatrices

 

Diagnóstico 
La historia clínica es importante. Se le realizará un examen físico. La observación de las llagas es la forma principal de establecer las diferencias entre las aftas y otras llagas bucales más graves. En ciertos casos, el médico puede tomar una pequeña muestra de una llaga para realizar una prueba microscópica de tejido (una biopsia ) o puede solicitar cultivos o análisis de sangre.
Es en especial importante examinar las llagas bucales que no cicatricen dentro de las dos semanas. Es posible que sean un signo de cáncer.


Tratamiento 
Por lo general, las aftas se sanan solas en una o dos semanas. A menudo, los tratamientos para aftas no son necesarios. Sin embargo, las opciones de tratamiento para aftas muy dolorosas o persistentes pueden incluir:
1. Enjuagues o gel para el alivio del dolor de la boca
2. Enjuages con antibiótico, anestésicos y hasta corticoides

Prevención 
No siempre es posible para prevenir las aftas. Sus genes y otras afecciones clínicas no pueden controlarse. Para ayudar a reducir las probabilidades de desarrollar aftas, siga estos pasos:

• Mastique los alimentos cuidadosamente para evitar morderse la lengua o las mejillas, lo que puede causar irritación en la boca y producir un afta

• Evite los alimentos acídicos que pueden producir aftas, como tomates o piñas

• Si su dieta no tiene cantidades suficientes de hierro, vitamina B12 o ácido fólico, consulte con el médico acerca de cómo incorporar estos nutrientes para prevenir las aftas. (Tenga en cuenta que la ingesta de hierro, vitamina B12 o ácido fólico por demás no previene la aparición de aftas en personas que no presentan insuficiencia de estos nutrientes)